¿Qué es la esofagitis o reflujo en los perros? ¿Qué se le puede dar para aliviarlo o curarlo?

Los cuerpos de los mamíferos están compuestos por una cantidad diferentes de circuitos/sistemas, los cuales realizan funciones específicas y al integrarse como conjunto permiten que el cuerpo funcione adecuadamente.

Dentro de esos sistemas se encuentran el sistema respiratorio y el digestivo, en el primero el órgano principal son los pulmones, en el segundo el estómago y los intestinos, pero también se encuentran otros órganos importantes, tales como el esófago.

El esófago es un conducto muscular que comunica el estómago con la faringe, en un perro de mediano tamaño puede medir aproximadamente uno 30 cm y su grosor no llega a los 3 cm, su principal función es conducir el bolo alimenticio desde la boca hasta el estómago.

🐶 ¿Qué es la Esofagitis o Reflujo en los Perros? ¿Qué se le Puede dar para Aliviarlo o Curarlo? 🐶💦

Si este órgano presenta inflamación entonces la mascota está sufriendo de una patología que se presenta comúnmente en los caninos y se denomina esofagitis, los síntomas de la misma pueden ser: reflujo, regurgitación, pérdida del apetito, dificultad al comer, dolor agudo, entre otros.

Índice()

    ¿Cuáles son los tipos de esofagitis que pueden presentar los perros?

    La clase de esofagitis que se presente va a estar determinado por la causa que la pueda estar generando, así algunas de las causas de la esofagitis pueden ser:

    Megaesófago

    Este caso ocurre cuando el grosor del esófago aumenta de tamaño, presentando problemas para deglutir los alimentos, generalmente se presenta cuando existe acumulación de restos de alimentos en las paredes del esófago.

    sistema digestivo de los perros para ver esofago

    Parásitos

    Los animales domésticos son muy propensos a sufrir de parásitos como los ascáridos, los anquilostomas (estos últimos muy frecuentes en los gatos) que atacan los diferentes órganos del cuerpo, en el caso de la esofagitis de origen parasitario la especie que ataca es la Spirocerca lupi generando la inflamación del esófago.

    Hernias de hiato

    A pesar de no ser la más frecuente de la esofagitis, una causa de esta pueden ser las hernias de hiato. Esta ocurre cuando existe un espacio entre el esófago y el estómago, generalmente se detecta en individuos jóvenes ya que en el padecimiento de la mismas juega un papel muy importante el componente genético y hereditario. También puede producirse por un fuerte golpe la cavidad torácica.

    Ingesta de sustancias alcalinas

    Los perros pueden ingerir sustancias alcalinas como el lejía, esto sucede en perros que generalmente poseen problemas de tipo olfativo, pues al no poder detectar ni diferenciar las sustancias, tienden a ingerirla si las mismas se encuentran a su alcance o si alguna se ha derramado en el suelo y no se retira de inmediato. Estas sustancias así como ciertos medicamentos de uso veterinario pueden generar irritación e inflamación del esófago.

    Hay que exhortar a los propietarios de mascotas a que eviten dejar productos químicos que puedan estar al alcance de las mascotas o en contenedores abiertos.

    Obstrucciones por cuerpos extraños

    En el caso particular de los perros recordemos que para poder asir cualquier objeto lo realizan con la boca, mandíbulas y dientes lo que en oportunidades trae como consecuencia la ingesta de estos, sobre todo si son pequeños, quedando atascados en el tracto esofágico, también es frecuente que ocurra por trozos de hueso provenientes de alimentos.

    ¿Tratamientos para curar y aliviar la esofagitis en perros?

    Generalmente para realizar un diagnóstico de esofagitis un médico veterinario examinará al perro cuidadosamente y dependiendo de la gravedad de la patología tendrá que realizar pruebas radiológicas y exámenes invasivos como una Endoscopia, que permitirá la observación del esófago y las causas que estén generando la lesión. Este procedimiento común cuando hay problemas gastrointestinales.

    endoscopia para detectar y tratar esofagitis en perros

    El tratamiento de la esofagitis dependerá en gran medida de la causa que esté generando la inflamación, puede que en oportunidades se necesite de cirugía o la receta de fármacos antiinflamatorios y así disminuir las molestias en el animal, también puedes colocarle música para que se relaje y disminuya la ansiedad.

    Es importante que cualquier tipo de fármaco que le suministres a tu mascota debe venir recetado por el médico veterinario tratante, que luego de realizar un examen físico completo y los procedimientos pertinentes para determinar alguna condición dará las indicaciones en cuanto a dosis y frecuencia de administración de los fármacos. Es necesario evitar el suministro de cualquier medicamento a nuestro perro si no viene recomendado por un especialista.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    ¿Qué te pareció este artículo?

    Subir

    Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtenga la mejor experiencia en nuestro sitio web. Leer Más